Piel Sana

¿Es beneficioso beber tanta agua para tener la piel hidratada?

Julián Conejo-Mir Sánchez
Dermatólogo
448
Míercoles 27 de Julio del 2016

Es habitual oir comentarios de personas argumentando que su secreto de belleza es beber 4 litros de agua al día, y gracias a eso tienen la piel más joven, bonita e hidratada. Esta afirmación es incierta e incluso peligros para la salud. El concepto en sí mismo de hidratación de la piel es controvertido.

Cuando hacemos alusión a "tener la piel deshidratada" lo que estamos afirmando no es que la piel tenga poca agua, sino poca grasa.

Y esto se debe a que el manto lipídico que impregna nuestra capa córnea ha desaparecido, bien por una base atópica (por la ausencia de la delta-6-desaturasa) o bien por el uso inadecuado de jabón, gel de baño o cualquier otra sustancia.

Basta aplicar cualquier crema con contenido mínimo en aceites para que de nuevo aparezca como hidratada. De hecho todas las cremas de las llamadas "hidratantes", aparte de moléculas anunciadas como milagrosas tienen un alto contenido en aceites vegetales.

Por otro lado si la piel está deshidratada, también el organismo debe de estarlo. Ocurre sólo en circunstancias concretas que requieren a veces ingreso hospitalario.

Como a través de la piel se elimina diariamente 500-600 cc de agua como mecanismo para mantener la temperatura corporal, se pueden utilizar cosméticos o cosmecéuticos que traten de retener la evaporación , aunque esto tiene otras implicaciones fisiopatológicas.

Después de que los dermatólogos llevamos años explicando lo anterior, no sin la crítica del mundo de la cosmética, el estudio de la Universidad de Pensilvania ha demostrado que beber tanta agua no produce tales efectos beneficiosos para la hidratación de la piel. Además es peligrosa porque someter al organismo a una sobrecarga de forma indiscriminada puede tener consecuencias fatales. Éste en condiciones normales no acumula agua como lo hacen los dromedarios.

Lo aconsejable es una ingesta de 2 litros al día . Si se toma en exceso, no sólo se absorberá lo que haga falta y el el resto se elimina en la diuresis.

Pero decir que es bueno para cualquier persona es peligroso, ya que si se padece una enfermedad cardiovascular o renal tal exceso de agua puede producir retención de líquidos y conducir a cuadros de hipertensión, insuficiencia cardiaca, etc.

Por tanto lo mejor es dejarse guiar por losconsejos del dermatólogo. A veces la falta de hidratación de la piel lo que esconde es una enfermedad dermatológica o su envejecimiento prematuro. !Hidratémonos bien y de forma correcta!.

Publicado en el Dermactual de la AEDV.

 

Noticias Relacionadas