Definiciones

Formaldehído

Recomendaciones realizadas por los miembros del GEIDAC para los pacientes alérgicos a:

FORMALDEHÍDO

1.- ¿Qué es el formaldehído?

Es una sustancia química incolora, inflamable y de olor fuerte que se utiliza para fabricar diversos materiales. Tiene una alta capacidad irritante y es capaz de producir alergia (dermatitis alérgica de contacto, urticaria de contacto e incluso asma). Además recientemente ha sido reconocido como cancerígeno de categoría 1B con la indicación de peligro H350 (Puede provocar cáncer) y mutágeno de categoría 2 con la indicación de peligro H341 (Se sospecha que provoca defectos genéticos).

2.- ¿Qué productos lo contienen?

En el medio ambiente está presente de forma natural dado que la mayoría de los organismos vivos lo producen en pequeñas cantidades como parte de los procesos metabólicos normales. También puede estar presente en los gases que se liberan durante la combustión (madera, tabaco, carbón, estufas y cocinas de gas natural, keroseno); asimismo se ha descrito en algunos alimentos (café, caviar, jamón ahumado, bacalao, jarabe de arce, shiitake).

Se considera una sustancia ubicua, y puede estar presente en:

  • cosméticos y productos de higiene y cuidado personal, como algunos endurecedores de uñas y  productos de alisado del cabello (“alisado brasileño”)
  • productos de limpieza doméstica (desinfectantes, limpiadores, suavizantes de la ropa)
  • medicamentos de uso tópico y antisépticos
  • prendas de vestir, como telas comercializadas con la etiqueta “resistente a las arrugas” o “no precisa planchado”
  • conservante del calzado
  • productos de limpieza en seco
  • en el revestimiento de algunos tipos de papel
  • en algunos pegamentos, adhesivos, colas, barnices y lacas
  • en productos de madera prensada, como tableros de partículas, madera contrachapada (madera terciada, triplay o plywood) y tableros de fibra

En algunas profesiones se puede producir una exposición laboral al formaldehido:

  • profesión sanitaria a través de la manipulación de antisépticos y desinfectantes; en laboratorios médicos (como medio de conservación de las muestras de biopsia y de cadáveres); servicios de esterilización de materiales médicos
  • industria metalúrgica como componente de aceites de corte y taladrinas
  • peluquería y estética

3.- ¿Cómo puedo saber si un objeto contiene formaldehido?

Cuando un producto cosmético o de higiene contiene formaldehído a una concentración superior a unos niveles establecidos por la legislación, el fabricante está obligado a declararlo en la etiqueta. En ocasiones, algunos productos no contienen formaldehído pero sí unas sustancias denominadas “liberadores de formaldehído”. Estas sustancias pueden experimentar unas reacciones químicas que, con el tiempo, conducen a la formación de pequeñas cantidades de formaldehído. Se considera que estas pequeñas cantidades cuando se aplican de forma repetitiva sobre la piel de una persona alérgica al formaldehido podrían desencadenar una reacción inflamatoria en la piel (lo que se conoce como dermatitis alérgica de contacto). En cosmética, los principales “liberadores de formaldehido” son los siguientes:

-Quaternium-15

-Diazolidinil urea

-DMDM hidantoína

-Imidazolidinil urea

-2-Bromo-2-nitropropano-1,3-diol

En las etiquetas de las prendas de vestir no figura si un tejido determinado contiene o no formaldehido. Las prendas de pana, rayón, algodón o tejidos que no precisan planchado pueden contenerlo.

Para conocer si un producto químico concreto de uso industrial contiene o no formaldehido existen fichas de seguridad donde se informa de los componentes. Estos productos industriales pueden contener también sustancias “liberadoras de formaldehído” (las mencionadas previamente y otras). Consulte a su médico si los productos que manipula en su trabajo pueden contener algunas de estas sustancias.

4.- ¿Qué puedo hacer para evitar la exposición?

Es indispensable leer siempre las etiquetas de TODOS los productos que vaya a aplicar sobre su piel (productos de higiene, hidratación, cosmética, antisépticos y medicamentos tópicos; tanto los productos de venta en supermercados o droguerías como los que se adquieren en farmacias y herbolarios, incluidos aquellos específicos para pieles atópicas o niños) y evitar todos aquellos que contengan formaldehido, o liberadores de formaldehido. Si tiene problemas para interpretar las etiquetas no dude en consultar a su especialista.

Minimice el riesgo. Utilice los productos imprescindibles. Si tolera los productos indicados por su médico procure no cambiarlos (llévelos siempre consigo y evite utilizar otros como por ejemplo, productos del trabajo, hoteles, restaurantes, etc.)

No es posible saber si en un cosmético concreto con “liberadoras de formaldehido” se ha generado una cantidad suficiente de formaldehido como para desencadenar una dermatitis en una persona alérgica. Por tanto, es recomendable que todas aquellas personas alérgicas al formaldehido eviten también aquellos productos que contengan “liberadores de formaldehido”.

Acostúmbrese a leer las etiquetas de las prendas de vestir. Es preferible que evite las prendas de algodón, pana, rayón y en particular todas aquellas que se anuncian como “resistente a las arrugas” o “no precisa planchado” pues pueden contener formaldehido. Lave las prendas varias veces antes de utilizarlas.

Asegúrese de que su casa está bien ventilada.

Si en su medio de trabajo existe alguna fuente de exposición al formaldehido es muy importante que en todo momento observe las necesarias medidas de prevención y protección indicadas en cada caso.

5.- ¿Qué productos lo pueden substituir?

En la industria cosmética y farmacéutica existen disponibles múltiples conservantes alternativos al formaldehido. Solicite información a su dermatólogo quien le orientará sobre cuáles son los productos más seguros y convenientes en cada caso y en función de su patología.

No contienen formaldehido, y por tanto son seguras para usted, las prendas de lino, lana, seda, nylon, acrílico, algodón mercerizado o sanforizado y la tela vaquera.

Recuerde que, aunque usted sea alérgico a esta sustancia, la dermatitis que usted presenta no necesariamente es producida por esta alergia.

Esto es simplemente un texto informativo que no debería prevalecer sobre las indicaciones que le dé su dermatólogo.

Similares

Wikidermas Relacionadas