Pelo

También el pelo sufre con el sol

Miguel Aizpún Ponzán
Dermatólogo
207
Viernes 17 de Agosto del 2018

Hoy existe ya una concienciación generalizada sobre la necesidad de proteger la piel frente a la exposición solar, lo que demuestra la efectividad de las campañas realizadas.

Sin embargo, frecuentemente se olvida que el pelo también sufre con el sol y que es necesario protegerlo.

Es cierto que el pelo tiene de por sí una función protectora frente al sol, pero también que exige sus propios cuidados.

Si, cuando nos exponemos al sol, nos preocupamos de seleccionar ropa adecuada y un fotoprotector para eliminar los riesgos sobre la piel, también debemos utilizar una gorra y, si es preciso, un fotoprotector de protección capilar adecuado en el caso  del cabello.

Además, el pelo tiene sus enemigos particulares, como el cloro de las piscinas y la sal y arena de las playas.

El agua salada afecta a las propiedades características del cabelle y lo vuelve frágil y quebradizo. Por su parte, los rayos ultravioleta provocan una decoloración química suave, que deteriora su aspecto y lo hace más seco.

La industria farmacéutica ha desarrollado un notable esfuerzo investigador para mejorar la protección del cabello y hoy existen en el mercado diversos productos de eficacia contrastada, como los protectores en spray, los champús con filro solar o las mascarillas protectoras.

Muchos de estos artículos llevan sustancias humectantes que proporcionan brillo y suavidad a un cabello que, con el sol y el agua salada del mar, tiende a resecarse y deshidratarse.

Para elegir el producto más adecuado, lo más seguro es seguir las indicaciones del dermatólogo.

 

También es necesario cuidar el pelo después del sol. Al igual que, después de una exposición solar, hay que recurrir a una buena ducha e hidratar la piel, también debe lavarse el pelo con el champú recomendado por el dermatólogo y, según las necesidades, utilizar una crema suavizante para contribuir a la hidratación. Si hay que usar mascarilla u otros productos para mejorar los cabellos dañados por el sol, recurra al consejo del especialista. 

 

Es conveniente preparar el pelo para el verano con un peinado cómodo y un cabello más bien corto y  llevar la cabeza cubierta cuando se vaya al sol. Su pelo se lo agradecerá, contribuyendo a mejorar su estética personal.

Noticias Relacionadas